Cuando estas buscando trabajo es lógico que evitemos la competencia, al menos, toda la competencia que podamos. Esto se traduce en que cuantos menos aspirantes haya para un puesto de trabajo, más posibilidades tendremos de que seamos seleccionados.

Podemos evitar en gran medida la competencia a la hora de buscar un empleo siguiendo estos consejos:

– Saca provecho de tu red de contactos:

La gran mayoría de las empresas suelen ver con buenos ojos que alguien de su confianza les recomiende algún candidato a cubrir un puesto de trabajo. Este sistema es más rápido y más barato que cualquier otro, pues no tienen que poner anuncios ni encargar la selección a una empresa especializada. Tu puedes beneficiarte de la buena predisposición de las empresas hacia este sistema y también es bueno para ti no encontrar la competencia que encontrarás si buscas trabajo por otros medios. Lo primero que tienes que hacer es dar un repaso a todos tus conocidos y a los conocidos de tus conocidos. Hay muchas personas con las que hemos tratado alguna vez que podrían ayudarnos en esta búsqueda, de algunas casi no nos acordamos, pero este es el momento de renovar las amistades. Antiguos profesores, ex compañeros de estudio y de trabajo son siempre buenos contactos. También tu familia, conocidos de tu familia, amigos, los padres de tus amigos, miembros de clubes o asociaciones a las que pertenezcas, todos forman parte de tu red de contactos. Es importante decirles claramente que buscas trabajo, ya que, aunque parezca innecesario decirlo, si no lo dices no lo sabrán. Pídeles consejo y pregunta si conocen alguna empresa a la que podrías dirigirte. Si te dan el nombre de alguna empresa, pregúntales quien es la persona que ellos conocen allí y pídeles permiso para utilizar su nombre como referencia. Para llevar un control y evitar situaciones no deseadas, como llamar dos veces a la misma persona o no acordarte de quién contesta a la llamada que le hiciste, anota todo en una agenda y tenla siempre a mano. Puedes leer: ¿Cómo relacionarse mejor para conseguir un trabajo?

– Tratar directamente con las empresas

Otro recurso es buscar un trabajo dirigiéndote directamente a las empresas; en este caso, hasta puedes seleccionar tú las empresas en las que te interesaría trabajar. Lo primero, es elaborar un listado. Hay muchos medios a tu alcance para elaborar un listado de las empresas del sector o del ramo en el que deseas trabajar. Puedes leer información de empresas que se instalen por tu zona, que abran nuevas oficinas o lancen nuevos productos. Esto lo encontrarás en revistas especializadas en economía y, a veces, también en la prensa. Las empresas grandes tienen todas una página Web en la que informan de todas sus actividades. Muchas veces, hasta tienen una página en la que dice «Trabaja con nosotros», que facilita mucho las cosas, pues ahí suele venir desde los puestos de trabajo que necesitan hasta el nombre de la persona a la que debes enviar tu Currículo. Listados de empresas también puedes encontrarlos en anuarios que se publican en prensa, en Internet, en directorios e incluso en las páginas amarillas. Cuando ya tengas el listado completo, procura hacerte con el nombre de la persona encargada de seleccionar al personal; puedes llamar a la empresa para preguntarlo. Dirígete a esa persona por su nombre y apellido y no por «Estimado señor», lo que ya demuestra que tienes algún interés en esa empresa y te has molestado en averiguar su nombre. Una vez completado el listado de empresas, envía una carta en la que vaya tú Currículo y tu carta de presentación. En el Currículo irán todos tus datos personales, formación y experiencia. En la carta de Presentación explica los motivos por los que eliges esa empresa, que esperas de ellos y que puedes ofrecerles. Conviene que te asegures de que la persona a la que te dirigías ha recibido tu carta. Pasados unos días puedes llamarlo por teléfono para preguntárselo y ofrecerle cualquier otra información que necesite. También debes intentar conseguir una entrevista personal. Puedes crear un sistema de seguimiento para conseguir trabajo.

– Encuentra un mediador

Otra posibilidad que tienes a tu alcance a la hora de buscar un trabajo es buscar una empresa mediadora entre empresarios y trabajadores, como Consultoras, Agencias de Empleo, agencias de trabajo temporal o bolsas de empleo. Elige las que creas que mejor puede responder a tus expectativas. Las mejores compañías de este tipo son las que están especializadas en un sector determinado, por lo que debes investigar las que están orientadas hacia el sector en el que tú deseas trabajar. Estas empresas de selección te harán una ficha y una entrevista, y te incluirán en su base de datos. Ellos le enviarán directamente tu ficha a las empresas que soliciten personal con tu perfil: datos personales, formación y experiencia. Si alguna empresa se interesa por tu perfil, te avisarán para continuar con el proceso de selección.

También te puede gustar

Iniciar un negocio sin dinero ¿Es posible?

Negocios con poco o nulo capital ¡Claro que se puede!