manipulacion de alimentos trabajo

Las alergias laborales (dermatosis y asma como males más frecuentes), son unas de las enfermedades laborales más comunes. Aunque pueden llegar a producirse más de 8.000 casos nuevos al año, muy pocas se reconocen como causa laboral, a pesar de que pueden llegar a incapacitar a la persona para ejercitar sus funciones.

Diferentes investigaciones han llegado a detectar hasta 350 agentes alérgicos en entornos laborales, que pueden provocar episodios aislados, periodos prolongados o incluso agravar una enfermedad ya presente en el trabajador.

¿A quiénes afectan?

Dependiendo del tipo de profesión, sus trabajadores se ven más afectados por unas dolencias que por otras. La dermatitis surge con más frecuencia en gremios como la construcción, electrónica, peluquería, limpieza o enfermería. Por otro lado, rinitis y asma aparecen más comúnmente en el sector alimentario, y maderero, aunque también son habituales en el personal de servicios médicos y paramédicos y en el de esteticistas.

¿Cómo podemos identificarlas?

Están caracterizadas por aparecer después de un periodo de tiempo en contacto con el agente alergénico, manifestándose en partes expuestas al producto causante.

Posteriormente, y si la exposición continua, pueden extenderse a todo el organismo y agravarse. El diagnóstico, además de las pertinentes pruebas a realizar, requerirá siempre que el médico conozca el historial y condiciones laborales del paciente.

¿Qué podemos hacer para prevenirlas?

manipulacion de productos quimicos
Manipulación de productos químicos en el trabajo

La mejor prevención posible es siempre la eliminación de la exposición. Para ello, llevar un control de la calidad del aire interior por medio de un sistema como puede ser Filterqueen, puede resultarnos extremadamente útil para mejorar las probabilidades de permanecer protegidos ante los agentes contaminantes presentes en el ambiente laboral.

Sin embargo, otras veces podemos detectar en la etiqueta o en los datos de seguridad del producto antes de contactar con él, si contiene algún agente agresivo.

Sin embargo, no todos los agentes alérgenos, habituales en muchos centros de trabajo, están clasificados como potenciales fuentes de riesgo y es una tarea complicada el fijar  una frontera clara entre ellos

En la medida en que a un trabajador se le detecten síntomas previos, es absolutamente necesario evitar que el contacto continúe. Si no se hace y el trabajador sigue expuesto al riesgo, pueden producirse consecuencias graves e incluso dolencias crónicas e incurables.

¿Sectores y sus alergias?

En la siguiente tabla podemos ver una relación entre algunos sectores laborales y los productos más frecuentes en los procesos alérgicos.

SECTOR LABORAL PRODUCTO DE RIESGO
Peluquerías Tintes, permanentes y herramientas
Alimentación y restauración Harina, mariscos, huevos, detergentes
Servicios sanitarios Desinfectantes, detergentes, guantes de goma (incluido el látex)
Urbanización y construcción Cemento, resinas, adhesivos y barnices
Agricultura Proteínas de origen vegetal o animal, plantas, pesticidas.
Metalurgia Los metales de procesamiento, polvo de metal, componente del aceite, baños electrolíticos o pinturas.

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

También te puede gustar

Plan para ser un emprendedor de éxito

Aunque en la vida del emprendedor hay mucha incertidumbres, bien merece la pena poder alcanzar nuestro éxito.